PortadaEl BiomboFamososEl hijo de Lucía Dominguín, Rodolfo Salvatore, recuerda en el 'Deluxe' cuando...

El hijo de Lucía Dominguín, Rodolfo Salvatore, recuerda en el ‘Deluxe’ cuando fue secuestrado por su padre

El sobrino de Miguel Bosé fue secuestrado por su progenitor cuando solo era un niño, durante año y medio

El programa ‘Deluxe‘ de Telecinco de hace poco mas de una semana tuvo como invitada especial a Lucía Dominguín, hermana del cantante Miguel Bosé y la diseñadora Paola Dominguín, e hija de la fallecida actriz Lucía Bosé.

En su entrevista con el presentador y los colaboradores del programa de Mediaset, Lucia relató entre otras cosas el infierno que llego a pasar cuando su ex marido Alessandro Salvatore decidió llevarse a sus hijos mayores, Rodolfo Salvatore -conocido como Olfo Bosé- y Bimba Bosé, a Estados Unidos.

La hermana de Miguel Bose tuvo que esperar algo mas de año y medio para poder reencontrarse con sus hijos, tras acabar viajando a la nación estadounidense. Tras esa entrevista, ayer viernes acudía al ‘Deluxe’ uno de los hijos de Lucía que fue secuestrado por su padre.

El hijo de Lucía, que solo tenia 6 años -su hermana Bimba tenía 11- cuando su padre se lo llevó a EEUU, recordaba precisamente aquel momento tras ver algunos fragmentos de la entrevista concedida por su madre una semana antes.

Sobre ese episodio que vivió cuando aún era solo un niño, Rodolfo afirmó que recuerda muchos momentos de aquella situación. Sin embargo el hijo de Lucía Dominguín señalo que nunca llegó a sentir que estuviese secuestrado, ya que estaba junto a su padre.

Le decían que su madre no le quería y  le “drogaban” por su hiperactividad

Durante ese tiempo recuerda un distanciamiento de su progenitor, que le llevo a pensar que no le querían. Afirma que su padre se desentendido de él y de su hermana Bimba, y que incluso debido a la hiperactividad que tenía le recomendaron a su progenitor que le dieran pastillas “Yo era hiperactivo, me daban pastillas y me drogaban para aplacarme”.

Sobre su madre, en aquel momento llego a pensar que no le quería, ya que tanto su padre como su abuela paterna le habían inculcado que su progenitora no les quería en su vida:

“Me dijeron que mi madre no me quería, pero encima yo sentía que ellos tampoco me querían. Teníamos en la cabeza que ‘esa mujer’, como llamaban a mi madre, no nos buscaba”.

Rodolfo si tiene muy claro que el objetivo principal de su padre cuando les secuestró. Lo hizo para hacer daño a su madre: “Con los años, vi que el objetivo principal de que mi padre nos secuestrara fue hacerle daño a mi madre”.

A pesar de haber culpado a su padre y a su madre por aquel trauma, el paso de los años hizo que perdonase a ambos. Rodolfo señaló que ha llegado a perdonarse a sí mismo tras culpar a su madre, y que en estos momentos considera a su progenitora una amiga, su luz, su guía y su inspiración.

Más Noticias