Aramís Fuster deja caer quien es el culpable de que este vetada desde hace meses en televisión

La vidente regresaba a televisión como invitada en el programa ‘Todo es mentira’ que presenta Risto Mejide

El programa ‘Todo es mentira‘ que se emite de lunes a viernes en la sobremesa del canal Cuatro y que presenta Risto Mejide, contó ayer lunes como invitada con la vidente Aramis Fuster.

A través de una conexión por videollamada con el programa, la que fuera concursante de realitys como ‘Hotel Glam’ y ‘GH VIP 6’ habló sobre la gestión del gobierno español frente a la crisis del coronavirus.

Pero la vidente de 69 años de edad, también quiso hablar sobre el presunto motivo por el que ha estado alejada del mundo de la televisión desde hace meses. Fuster comentó que esta vetada en televisión “desde hace dos años”, pero además insinuó quien sería el culpable de ese veto.

La vidente señaló que esta vetada por culpa del “enano cabezón”, una expresión que dejo sorprendidos y estupefactos a Mejide y a los seguidores del programa. Todos acabaron deduciendo que la vidente se refería al presentador de ‘Sálvame’, Jorge Javier Vázquez.

Esta suposición esta basada sobre todo en la mala relación que existe entre ambos, tras la participación de la vidente en la sexta edición de la versión para famosos del reality ‘GH’.

Muy crítica también con la gestión del Gobierno español

Pero como ya indicamos, la vena crítica de la popular vidente no estuvo centrada solo en ese asunto, sino también en la gestión que lleva hasta el momento el Gobierno español que preside Pedro Sánchez, por su labor frente a la pandemia del Covid-19.

Y es que Aramís Fuster no ha dudado en cargar contra todo el gobierno, a los que acusa de “ineptos e imbéciles”:

“Estoy confinada voluntariamente desde el 7 de marzo. Porque quiero vivir, no necesito que me confine una pandilla de imbéciles como el señor Sánchez, el señor Illa, el señor Simón o todos los ministerios. Les llamo señores por llamarles de alguna manera, son una pandilla de ineptos e imbéciles”. 

La vidente incluso fue mas lejos en sus críticas, afirmando que ella confinaría a todo el Gobierno en la Moncloa, y que si había que quemar algo les “quemarla a todos dentro”,