Así ha sido el debut de Canales Rivera como presentador de ‘Sálvame’: con paso torero y a ritmo de pasodoble

José Antonio Canales Rivera supera el reto en su debut como presentador de ‘Sálvame’ a ritmo de pasodoble

Con un look muy renovado, americana y camisa, Canales Rivera se ha puesto este miércoles a los mandos de ‘Sálvame’. A ritmo de pasodoble y flanqueado por el resto de colaboradores, el torero saludaba a la audiencia, con una mezcla de sensaciones que abarcaban desde la ilusión y satisfacción hasta el miedo escénico.

“Hola, buenas tardes, ¿Me esperabais ver de presentador?. Porque yo tampoco, la verdad”, comentaba visiblemente nervioso. “Muy buenas tardes, se lo dedico a mi tío porque para mí es algo novedoso ¡Va por ti, tío José!”, dedicaba el nuevo presentador a Riverita, mientras todos gritaban: ¡Bravo! ¡Olé!”.

Tras el regreso de publicidad, Canales Rivera presentaba al resto de compañeros que se encontraban en el plató. Alguno de ellos, como María Patiño, percibían sus nervios: “No te sale la voz del cuerpo”; “llevo 25 minutos temblando”, confesaba él mientras se le caía el micrófono.

El primo de Kiko Rivera ha visto una gran oportunidad y no la ha desaprovechado. Ha comenzado haciendo una breve introducción al que iba a ser el tema fuerte de la tarde: las tensiones entre Isabel Pantoja y Charo Vega. A pesar de que le falta rodaje, ha salido al paso, aunque hay que decir, que la hora del ‘Limón’ se le ha hecho larguísima.

Rafa Mora felicita a Canales Rivera en su debut

Rafa Mora, quien también ha tenido sus momentos de gloria como presentador de dicho espacio, ha felicitado al torero por esta oportunidad. “Lo has hecho genial. No es un cumplido, es una realidad”, le decía el colaborador en el momento en que Canales Rivera le ha presentado.

Canales reconoce que estaba como un flan y era consciente de que no estaba demostrando ni la mitad de seguridad que ha demostrado Rafa Mora, cuando le ha tocado tomar las riedas de ‘Sálvame’. “Llevo 25 minutos temblando. Las piernas las tengo que me ha dicho el director que me levante y prefiero estar sentado”, admitía arrancando las carcajadas de sus compañeros.