Carmen Janeiro y Luis Masaveu: El final de un cuento de hadas

Carmen Janeiro, hermana de Jesulín de Ubrique, y el millonario empresario Luis Masaveu, ha tomado caminos separados

Carmen Janeiro, hermana del famoso diestro Jesulín de Ubrique, ha zanjado su relación con el empresario multimillonario, Luis Masaveu. Su relación fue una de las que pasan desapercibidas. La discreción con la que ambos llevaron esta relación fue llevada a tal extremo que los medios no supieron de ella hasta hace tan solo unos meses.

10 años de amor que han terminado de manera irremediable, y según aseguran, de manera “insalvable“. Desde el que comienzo de su relación, los dos tuvieron claro que no querían un revuelo mediático, debido a la fama que tiene la familia de Jesulín de Ubrique, por lo que optaron por una vida alejada de los medios, siempre enfocada a preservar su intimidad por encima de todo.

La familia Masaveu, figura entre las más ricas de España, según la prestigiosa revista Forbes. En la posición decimotercera de esta lista, la familia asturiana figura con una fortuna de 2.000 millones de patrimonio, amasada en el sector del cemento y por su participación en bancos de primera línea como, Bankinter, Santander o Liberbank.

Carmen Janeiro y Luis Masaveu, la distancia que hizo el resto

Todo parecía ir sobre ruedas, pero un drástico cambio en sus vidas, hizo mella en la relación. Según ha avanzado en exclusiva el medio ‘Semana’, Luis, por motivos de trabajo por su alto cargo directivo en el conglomerado de empresas de su familia, se trasladaba a vivir al país vecino, Portugal, donde se estableció sin la presencia de Carmen.

Ésta decidía quedarse en España para poder estar al lado de su padre y de su madre, el pirmero muy delicado de salud que acabó falleciendo a los pocos meses. Antes de este duro varapalo, Carmen, que echaba de menos a Luis, se instalaba con su pareja a Portugal, pero este febrero, cuando Carmen volvió a España para apoyar a su madre en la operación de cadera a la que se sometía, la relación quedó en punto muerto.

La distancia hace mucho daño a las relaciones, aunque existen muchas maneras de poder paliarla si existe aún sentimientos. Pero ni Carmen ni Luis parecían quedarle ya algún tipo de sentimiento de amor el uno hacia el otro, por lo que decidían poner punto y aparte a esta relación.