La concursante de televisión ha contado entre lágrimas en ‘Sábado Deluxe’ los años que tuvo que ejercer de prostituta para poder salir adelante

El doloroso y drástico relato de la infancia de Cristini (La casa fuerte 2): “Me encerraban en una despensa con el perro y el gato”. La joven modelo brasileña ha relatado el infierno que vivió siendo todavía una niña.

Cristini se ha sentado en la silla de ‘Sábado Deluxe’ y ha contado con pelos y señales cómo había sido su infancia. Y no solo ha relatado el hecho de que su familia no aceptaba su transexualidad, sino que también sufrió el abuso de uno de sus tíos.

Tal y como ha explicado la ex concursante de ‘La casa fuerte’, cuando apenas era una adolescente, la pareja de su tía abusó de ella sexualmente, algo que no pudo relatar en profundidad puesto que estaba amenazada de muerte.

Además, Cristini confesó que sufrió mucho por los malos tratos que recibía día sí y día también por parte de su hermano, quien le pegaba palizas diariamente porque se avergonzaba de ella.

“Me encerraba en una despensa con el perro y el gato para que sus amigos no me vieran porque no quería que viera que su hermano era un maricón”, explicaba la joven rota en lágrimas. También confesó que su madre le decía que “prefería verla muerta antes que vestida de mujer”.

Cristini confiesa que nada más llegar a España comenzó en el mundo de la prostitución

Tras haber comenzado su cambio de género, la modelo brasileña decidió trasladarse hasta España donde tampoco fue fácil para ella, puesto que nada más llegar a nuestro país, no le quedó otra opción que ponerse a ejercer la prostitución.

“Empecé a trabajar en Madrid en la casa de campo y allí tuve muchos problemas porque no me aceptaban por ser extranjera”, confesaba Cristini muy dolida. No obstante, y tras haberse transformado totalmente en mujer decidió ‘salir de las calles’ y a partir de ese momento la vida le ha ido mucho mejor.

El desgarrador testimonio de la infancia de Cristini (La casa fuerte 2): "Me encerraban con el perro y el gato"