Sara Carbonero

Un año después de anunciar su cáncer de ovario, la periodista ha dado un cambio radical en su aspecto

A mitad del mes de mayo del año pasado, la modelo, presentadora y periodista deportiva toledana Sara Carbonero sorprendía y dejaba preocupados a todos, al anunciar que le habían operado de un tumor en los ovarios.

La noticia fue completamente inesperada y causó un gran impacto, sobre todo por que su marido, el portero de fútbol Iker Casillas, había sufrido tan solo un par de semanas antes un infarto durante un entrenamiento.

En aquel momento la periodista indicó que en una de las revisiones que se suele hacer, los médicos le detectaron un tumor maligno por el que tuvo que ser intervenida. Sara revelaba que afortunadamente le habían pillado ese tumor a tiempo.

Tras meses de tratamiento, la posterior operación y las revisiones periódicas, Sara Carbonero ha continuado con su recuperación en su casa en la ciudad de Oporto. Allí vive con su marido y sus dos hijos.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Boa tarde . #vamosaporlasemana #lacalma #Porto #slowlife

Una publicación compartida de Sara Carbonero (@saracarbonero) el

Un cambio de aspecto muy favorecedor y aplaudido en las redes

Desde entonces Sara se ha centrado en su recuperación, descansando y con una vida tranquila lejos de los focos mediáticos. Con sus compromisos profesionales aplazados en estas semanas de confinamiento, la periodista ha ocupado parte de su tiempo en las redes sociales.

Precisamente a través de ellas, Sara Carbonero ha dejado sorprendidos y maravillados a todos sus seguidores, tras compartir una foto de ella luciendo un nuevo y radical cambio de ‘look‘ muy favorecedor.

Tal y como se muestra en su perfil de Instagram, se puede ver como la periodista ha dejado atrás su característica y larga melena. Ahora luce un pelo bastante corto. En la imagen Sara esta sentada en una escalera, y se la ve muy relajada.

Ni que decir tiene que este nuevo aspecto de Sara ha encandilado a todos sus seguidores habituales, e incluso a los que no lo son.  Casi todos han coincidido en que la periodista esta muy guapa, y le han dejado calificativos como preciosa, espectacular, bellísima y guapísima.