Anabel Pantoja sufría una rotura de peroné practicando surf en Gran Canaria

Anabel Pantoja se encuentra en una peligrosa situación que podría perjudicarle en su carrera televisiva. La sobrina de la tonadillera, Isabel Pantoja, se fracturaba el peroné el pasado mes de octubre, pasando incluso por quirófano debido a complicaciones. Según narraba ella misma en su perfil de Instagram, todo ocurría cuando se resbalaba de la tabla de surf, deporte por el que estaba rediciendo algunas clases.

Pero en contra de los que muchos pensaban, tras retirarle el yeso, los puntos, y comenzar la rehabilitación, Anabel no volvió a su puesto de trabajo. Desde que pasara por quirófano, la joven prima de Kiko Rivera no se se ha desplazado ni una sola vez a la Península. Recordemos que se mudaba de Sevilla al sur de Gran Canaria, para estar con su novio y prometido, Omar Sánchez, al que ella llama cariñosamente ‘El Negro’.

Anabel reposa tranquila en su magnífica casa de Pozo Izquierdo, en la isla canaria, mientras recibe rehabilitación. Cuando la dirección de ‘Sálvame‘ le ha pedido entrar a colaborar en el programa vespertino de Telecinco donde ella trabaja, ésta no se ha negado. Eso sí, a través de Skype y desde la seguridad de su hogareña vivienda al lado del Océano.

Tras explotar la bomba entre Kiko Rivera y su madre, Isabel Pantoja, Anabel decidía que no era momento de enfrentarse a sus compañeros en plató. Si ya es una tarea casi imposible hablar con ella por Skype, ya que siempre evade las preguntas sobre su familia, no nos imaginamos cómo reaccionaría en el caso de estar presente en Mediaset.

El velado ultimátum de Carlota Corredera a Anabel Pantoja durante Sálvame Diario

Este tema ya había salido a colación en anteriores programas de Sálvame pero fue Carlota Corredera quien le ha dado un velado ultimátum dejándole claro que debe volver a su puesto de trabajo. Ante de despedirla a través de videollamada, Carlota quiso realizar una pregunta que le costó responder: “Hay compañeros que no entienden por qué no quieres venir y prefieres seguir teletrabajando”

Armándose de valor pero también de sinceridad, Anabel no tuvo más remedio que contarle la vedad, abriéndose en canal.Lo primero es que no quiero perder ni un día de rehabilitación en Canarias porque ellos me los están haciendo perfecta. Debido al tema del confinamiento no puede estar moviéndome para ver a mi familia, por lo que no voy a hacer nada en la península. El punto número 2, es el ‘trasladamiento’.. Si voy a la Península, a Madrid, tendré que ir a trabajar y Carlota, he tenido pánico a esto. A medida que han pasado los días se me ha ido quitando, pero al principio no quería volver a trabajar por ‘el tema’ (el conflicto entre su primo y su tía)”

Anabel reconocía con lágrimas en los ojos: “Soy una cobarde (…) estoy yendo a una psicóloga que me ha dicho que no le tenga miedo a nada. Me daba pánico y pavor poder decir algo o pillarme un cabreo por la hermana de m abuela o con Pepi Valladares.. o la otra. So muchas cosas que me cuesta asumir, soy una cobarde, no soy nada valiente

A todo esto, Carlota, muy seria y mirando a cámara, le lanzaba un ultimátum a Anabel Pantoja para que dejara los miedos a un lado y se trasladara a Madrid para reincorporarse e a su puesto de colaboradora en ‘Sálvame’