El bailaor Ernesto Neyra/GRTES

Ernesto Neryra dejó de pasar la pensión a sus tres hijos

Ernesto Neyra, se convirtió en uno de los rostros más populares de finales de los 90 y principios del 2000 debido a su matrimonio con Carmina Ordóñez. El bailaor ingresó en la en la prisión de Huelva tras ser detenido en Matalascañas.

Al parecer, todo ocurrió el pasado lunes 10 de agosto, cuando la Policía Nacional se personaba en el hotel donde el bailaor se hospedaba con su actual pareja. Sobre Ernesto Neyra pesaba una orden de búsqueda y captura, dictada en febrero de este mismo año, tras haber dejado de pagar la pensión a su exmujer, la modelo Adelaida Céspedes (Lely).

Ahora, el bailaor deberá cumplir una pena de tres meses de prisión por haber dejado de pasar la pensión a sus tres hijos. La ex modelo Lely Céspedes se divorció de Ernesto tras varias trifulcas, altibajos e incluso una denuncia de malos tratos.

No obstante, lo normal es que el ex marido de Carmina Ordoñez salga de la cárcel en diez o quince días, siempre y cuando sea capaz de presentar la fianza que cubra el pago de su deuda. No tendria que ser dinero en efectivo, ya que Neyra -o alguien cercano- podría presentar como aval un coche o piso para pagar.

Ernesto Neyra, ex marido de Carmina Ordóñez, cumplirá tres meses de prisión, por delito continuado contra sus tres hijos
El bailaor Ernesto Neyra y la ex modelo Lely Céspedes

Ernesto Neyra acumula una deuda de más de 50.000 euros

Lely Céspedes, con quien Ernesto tuvo tres hijos, reclamaba al bailaor la pensión alimenticia de los tres menores. Sin embargo, Neyra llegó a acumular una deuda de más de 50.000 euros, que fueron rebajados a 9.000 por la predisposición de Céspedes a recibir algún montante.

Según dicta el fallo judicial recogido en la sentencia del Juzgado de lo Penal número 3 de Málaga, Ernesto Neyra, aunque podría haber evitado la privación de libertad, “finalmente deberá ingresar en la cárcel al no haber satisfecho ni la cantidad adeudada en concepto de pensión alimenticia ni la multa derivada por la responsabilidad civil de sus actos”.

Neyra, que por ahora deberá seguir el régimen disciplinario de la cárcel de Huelva, podría solicitar un traslado de prisión a otro que quede más cerca de su domicilio. Desde instituciones penitenciarias añaden que “Le han llevado a Huelva porque es la cárcel que está más cerca de donde le detuvieron”.

Ernesto Neyra, ex marido de Carmina Ordóñez, cumplirá tres meses de prisión, por delito continuado contra sus tres hijos
Ernesto Neyra y Carmina Ordóñez

Ernesto Neyra y Carmina Ordoñez

Ernesto Neyra se casó con Carmina Ordóñez en 1997, y dos años después se divorciaron.  Carmina Ordóñez, denunciaba entonces  en la televisión en pleno directo a Neyra, de malos tratos físicos y psicológicos, añadiendo como prueba una fotografía suya con el ojo amoratado. La acusación la llevó más tarde a los juzgados.

No obstante, dicha denuncia no llegó a término porque el juez entendió que dichas agresiones “no se denunciaron en su momento”, como se explicitó en el auto, que añadía que “no se aportaron certificados médicos sobre los daños sufridos” y, por último, que “no se puede constatar la existencia de indicios reveladores de que la señora Ordóñez haya vivido un estado de agresión permanente y de sometimiento al querellado”.

Posteriormente, Lely Céspedes, lo acusaba y denunciaba de los mismos cargos, siendo el resultado igualmente al de Carmina Ordoñez, quedando absuelto. “Tuve que irme a México para ganarme la vida. Mi madre, que ya ha muerto, sufrió mucho con las acusaciones”, dijo en una de sus últimas entrevistas.

Ernesto Neyra, ex marido de Carmina Ordóñez, cumplirá tres meses de prisión, por delito continuado contra sus tres hijos
El bailaor Ernesto Neyra/GRTES