La viuda de Carlos Falcó se ha sincerado contando la ‘mala relación’ que hay entre ella y la hija pequeña de su marido

Esther Doña no se corta un pelo y se pone en pie de guerra con la hija de Isabel Preysler, Tamara Falcó: “No me ha dado ni el pésame por la muerte de mi marido”. La viuda malagueña ha abierto su corazón y ha confesado la ‘inexistente’ relación que tiene con la hija de su marido.

La exmodelo andaluza ha ofrecido una entrevista para una famosa revista de tirada nacional, la cual sin titubear ha manifestado la complicada relación que tiene con la hija de Isabel Preysler e hija de su ya fallecido marido, el marqués de Griñón.

Nada más comenzar la entrevista, Esther ha sido bastante rotunda y clara al hablar de la actitud que ha tenido la joven influencer con respecto a ella tras la muerte de su marido: “Tamara no me ha dado aún el pésame por la muerte de mi marido“, declaraba.

Y es que según las palabras de Doña sobre Tamara mostraron definitivamente la nula relación de ambas: “Ni me acuerdo la última vez que hablé con Tamara Falcó por teléfono. Con la que más relación tengo tras la muerte de Carlos es con Sandra”, aseguraba la viuda del marqués.

Hay que recordar que este pasado mes de marzo, la malagueña pasaba por el peor momento de toda su vida al perder a su marido a causa del coronavirus. La muerte del Marqués fue justo en la peor etapa de la pandemia, donde a los familiares no se les permitían despedirse de los recientes enfermos fallecidos:

“No estoy todavía preparada para este tipo de preguntas, me afecta porque se habla de mi marido, y yo lo estoy pasando fatal. Mi vida se ha desmoronado, toda mi vida giraba en torno a mi marido”, confesaba entre lágrimas Esther.

Tras el fallecimiento de Carlos Falcó, la vida de su viuda ha dado un giro radical en la que no ha podido reprimirse y contar los meses tan difíciles que ha pasado, sobre todo ahora que se ha quedado sola: “Estoy sola, bueno, menos mal que tengo a mi Chloé, mi perrita. Ha sido mi mayor apoyo desde que perdí a Carlos”, decía la modelo muy emocionada.

Y es que Esther Doña ha contado que los meses de la cuarentena obligatoria los ha pasado en su casa de Madrid totalmente sola, puesto que toda su familia se encuentra en Málaga, y que al no tener relación con la hija de su viudo, ni si quiera tuvo el apoyo de ésta ni del resto de sus hermanos:

“Yo no tengo relación con los hijos de Carlos. No tengo distinción, solo ser reconocida como marquesa de Guiñón. Yo he visto declaraciones de Tamara en las que asegura que le hacía mucha ilusión. Hubo una buena relación, una relación más cercana cuando Carlos y yo empezamos la relación. Se distanció cuando nos íbamos a casar“, desvelaba Esther.

Esther Doña y Tamara tuvieron al principio muy buena relación

Sin embargo, Tamara y Esther no siempre tuvieron una mala relación,  ya que al principio de su noviazgo con su padre ambas gozaban de una relación cordial y amigable, de hecho, Esther ha contado la reacción que tuvo Tami, cuando se enteró que se casaba con su padre: “Le dijo ‘papi, es que me encanta para ti'”, por lo que queda a la vista que su mala relación fue a raíz de la boda.

Esther Doña no se corta un pelo y se pone 'pie de guerra' con la hija de Isabel Preysler, Tamara Falcó