Fiama Rodríguez (‘LIDLT’) pasa de nuevo por quirófano

La Influencer Fiama Rodríguez, ex concursante de ‘La isla de las Tentaciones’, entrará en quirófano por tercera vez en su vida

Fiama Rodríguez, la joven que saltó a la fama gracias a su participación en ‘La isla de las Tentaciones‘, pasará por quirófano por tercera vez en su vida. Lo hace tras haber confesado hace tan solo unos días, la pesadilla que tuvo que vivir siendo aún una adolescente. La canaria reconvertida a Influencer, es abría en canal para contar a su más de medio millón de seguidores en redes sociales, el motivo por el que estuvo a punto de morir.

A los 17 años y sin ninguna dolencia previa, Fiama comenzó a expulsar sangre por la nariz y boca. La joven se encontraba con un grupo de amigos, y estos se quedaron petrificados sin saber cómo proceder. Fue llevada a urgencias donde le realizaron todo tipo de pruebas diagnósticas pero no dieron con el motivo de estas hemorragias internas.

Permaneció en la UCI, con pronóstico reservado. Al no encontrar solución alguna a su problema de salud, los médicos le anunciaron a ella y a su familia, que no podían hacer nada por ella, tan solo sedarla cuando volviera a tiene otra hemorragia. Los médicos aconsejaron a la familia de Fiama que se despidiera de ella, ya que probablemente no soportara otra hemorragia y la sedación. Pero una nefróloga en prácticas recurrió a su última baza y le extirparon medio pulmón, acción que le salvó la vida.

Fiama Rodríguez confiesa por qué entrará por tercera vez en un quirófano

Esta fue la primera entrada en quirófano de Fiama. Una operación a la que le debe la vida, y a una joven nefróloga que no se resignó a que la sedaran para que muriera. La segunda vez que se puso por las manos de un cirujano fue por voluntad propia, ya que se sometía a un aumento de pecho, del que ahora parece arrepentirse.

Y es por este mismo motivo por el que se ha decidido a pasar por quirófano una tercera vez. “He pasado por quirófano dos veces. Una vez por el pulmón y la otra por puro placer estético, gracias a Dios. Me operé el pecho y ahora voy a pasar por quirófano una tercera vez porque desde mi punto de vista mi pecho es demasiado grande y me quiero quitar”.