Iñaki Urdangarin y la Infanta Cristina: el rocambolesco episodio en la misa de Navidad

Pilar Eyre ha revelado un rocambolesco episodio ocurrido en Vitoria, durante la misa de Navidad a la que asistieron Iñaki Urdangarin y la Infanta Cristina

Iñaki Urdangarin y la Infanta Cristina vuelven a ser protagonistas de un artículo de la famosa periodista catalana, Pilar Eyre, en el que narra un hilarante episodio que se pudo vivir en la misa de Navidad.

Ocurría el pasado 25 de diciembre, día de Navidad, momento polémico en el que vimos a la hermana de Felipe VI y a su cuñado, paseando de la mano por las calles de Vitoria.

Este paseo indignó a muchas personas que no daban crédito a la desfachatez de Urdangarin, pero lo cierto es que durante el trayecto se sintieron arropados por las personas que pasaban por su lado. No sólo durante el paseo, algunos ciudadanos le mostraron su cariño en la misa de Navidad, donde también recibieron el caluroso abrazo de los vitorianos

Pilar Eyre, en su artículo en la famosa revista ‘Lecturas’, narra el rocambolesco episodio en el que la infanta y su marido fueron protagonistas: “!¡Urdangarin en Vitoria! ¡Tchiki ha vuelto a casa!” Así comienza este interesante y escueto artículo en el que Pilar narra, con toda la ironía y socarronería posible, la visita del díscolo yerno de Don Juan Carlos a Vitoria.

Iñaki Urdangarin y la Infanta Cristina en la Misa de Navidad

Tras entrar en la Iglesia, según narra la cronista improvisada de Casa Real, muchos de los allí congregados, trataron de contener su emoción ante la presencia de los ‘royals‘: Susurros, algunas cabezas que se volvían para mirar, algún saludo de lejos” Nada parecido a los estaba a punto de ocurrir.

Y es que el cura tuvo que llamar al orden, casi acabada la misa, porque los feligreses estaban más interesados en congeniar con Urdangarin, que en ‘darse la paz‘: “Cuando el sacerdote pidió, “daros la paz”, Iñaki, muy emocionado, primero besó a su mujer y a su madre, después a sus hijos, hermanos y sobrinos, y de los bancos de atrás se tendieron manos, de los de delante también…

Y sí, se ‘formó la de dios’, nunca mejor dicho, porque todos los allí presentes, querían darle la paz a la ‘real‘ familia, que atónita, veían como se arremolinaba la plebe a su alrededor: “(…) Incluso algunos feligreses atravesaron el pasillo central para darle un abrazo. El acto se alargó hasta que el sacerdote llamó al orden

Iñaki Urdangarin y la infanta Cristina: Rocambolesco episodio en la mIsa de Navidad
Iñaki Urdangarin y la Infanta Cristina | Montaje: MyTvShows