La psicóloga Lara Ferreiro explica los cuatro importantes pasos a seguir por Rocío Carrasco y Rocío Flores para una reconciliación

Rocío Flores podría padecer el síndrome de alienación parental o el síndrome del emperador

En la tarde de este pasado sábado, el programa Viva la vida abordaba el tema de la agresión de Rocío Flores a su madre, Rocío Carrasco, así como, la posible reconciliación entre madre e hija. Rocío Carrasco contó en su entrevista en Telecinco que no está preparada para mantener una conversación con su hija  e iniciar así una reconciliación tras más de nueve años distanciadas. Lara Ferreiro, psicóloga invitada al programa, explicaba cuáles serian los pasos a seguir para llegar a perdonarse.

‘Para que toda la audiencia pudiese llegar a entender el tema de las agresiones filio parentales, Lara Ferreiro proporciona información muy interesante sobre el tema. Considera que Rocío Flores podría padecer lo que se denomina como el síndrome de alienación parental, el cual se genera, por lo que un progenitor dice del otro,  o el síndrome del emperador, por el cual termina agrediendo al progenitor.

La psicóloga, además aprovechó su presencia en el plató del programa, para hablarnos del complejo de disociación que Rocío Flores podría sufrir, y por el cual,  “disocia en su cerebro, no es consciente” de lo que ha hecho.

Los cuatro pasos que deben dar madre e hija para reconciliarse psicológicamente

Según explica Lara, para dar un paso tan importante en la reconciliación ambas mujeres deben estar preparadas. Rocío Carrasco ha hecho terapia y sigue haciéndola,  pero su hija no. Rocío Flores  debería hacer un proceso psicológico para diferenciar la guerra de sus padres.

Un segundo punto tan importante como el anterior: Debe haber un reconocimiento de daño por parte de Rocío Flores a su madre, Rocío Carrasco. La joven deberá ser capaz de reconocer el daño que hizo a su progenitora, algo que por el momento no ha manifestado.

Como tercero y cuarto puntos, Lara Ferreiro matiza que las heridas deben cicatrizar: para cerrar sus heridas deben superar su trauma. Rocío Carrasco todavía tiene heridas abiertas que no ha logrado cicatrizar. Finamente, aclara que ambas deberán asumir las consecuencias de lo que podría ocurrir si este proceso no llega a buen puerto. Todo podría dar un giro y ocasionar el efecto contrario: que se distancien todavía más.

La psicóloga Lara Ferreiro explica los cuatro importantes pasos a seguir por Rocío Carrasco y Rocío Flores para una reconciliación