María Patiño sufre en cinco minutos lo que Rocío Carrasco lleva sufriendo durante 20 años

María Patiño se siente mal por no saber como demostrar su verdad ante un error

María Patiño vivió este pasado martes 29 uno de sus peores momento en el programa, después de que Miguel Frigenti, visiblemente molesto, la acusara de taparle a propósito y de impedirle hablar constantemente. Aseguró incluso que lo manda callar en publicidad “como si fuera un perrito”. La periodista, que negó en todo momento lo comentado por Frigenti, dejó claro que no iba a entrar en polémicas y que no le gustaba la gente «cobarde», un adjetivo que hizo que Miguel arremetiera contra ella.

Ambos periodistas terminaron enzarzados en un cruce de acusaciones, en los que Miguel terminó por echarle en cara haberle marcado como ‘me gusta a un comentario en Twitter en el que se cargaba duramente tanto contra Belén Esteban como contra la propia Mediaset.

«Juro por mi familia que lo que está contando este chico es mentira. La dirección del programa no puede dar a entender que me están tapando o protegiendo, y lo agradezco», comentaba María, mientras abandonaba el plató para consultar su teléfono con el director del programa.

María Patiño siente ‘pánico’ al no ser capaz de demostrar su verdad

Pasados unos minutos y, tras comprobar su teléfono con el director del programa, la periodista se da cuenta de lo que dice su compañero es verdad, por lo que empieza a llorar desconsolada al tratarse de un error. Evidentemente, lo que más le preocupaba a la periodista, era cómo demostrar a todos y, sobre todo, a Belén Esteban, que se trata de un error, y que está diciendo la verdad.

María se sentía impotente por no saber como hacerle ver a todos que se debió a un error, y que ella no quería hace eso: «No lo he hecho, no sé como demostrarlo, lo juro». Por pocos minutos, y con una simple nimiedad, a María Patiño se le cayó el mundo al suelo, al pensar que no iba a poder demostrar su verdad.

«Es que también pongo en jaque a mi empresa. ¿Cómo lo demuestro? Os he fallado», comentaba la periodista. «No tengo ni puta idea, es una locura. No lo he hecho, no sé cómo demostrarlo, lo juro. Lo tengo que demostrar», comentaba entre lágrimas comenzando a sufrir un ataque de ansiedad al ver que, efectivamente, de algún modo había apoyado un comentario tremendo contra su cadena y contra su amiga Belén Esteban.

Por unos instantes, la periodista sufrió en sus propias carnes, lo que lleva sufriendo Rocío Carrasco durante estos 20 años, en silencio, viendo como se cuestionaba día tras día su verdad, sin poder demostrarlo, por no tener fuerzas para hacerlo. De esta manera, María Patiño ha experimentado en primera persona, la impotencia que los seres humanos sienten, cuando tú sabes cuál es la verdad, y otros se empeñan en darle la vuelta, y la convierten en una gran mentira, comenzando a formar una falsa historia donde no la hay.

María Patiño sufre en cinco minutos lo que Rocío Carrasco lleva sufriendo durante 20 años