La joven que saltó a la fama tras su paso por ‘La Isla de las Tentaciones’, ha entrado en quirófano para quitarse uno de los complejos que la atormentaban

Mayka Rivera, la joven que se dio a conocer tras su paso por la segunda edición el reality ‘La isla de las tentaciones‘, ha sorprendido a sus seguidores de Mtmad, donde ha confesado que iba pasar por quirófano para deshacerse de un complejo que la llevaba atormentaban muchísimo tiempo.

Los párpados caídos suele ser uno de los problemas con lo que tienen que lidiar muchas mujeres a la hora de maquillarse. El cúmulo de piel, grasa, o algún músculo acrecentado, provocan un efecto de solapa en el ojo, que en muchas ocasiones puede resultar molesto.

Mayka llevaba un tiempo queriendo quitarse este problema de encima, y en su canal de Mtmad llamado ‘Blondy‘, ha mostrado el proceso de esta operación llamada blefaroplastia, en la que se eliminan con láser la piel, grasa o músculo excedente, para así levantar el párpado superior.

Mayka Rivera muestra el resultado de su operación de párpados

En este vídeo subido a dicha plataforma perteneciente a Mediaset, podemos ver todo el proceso de la operación. Desde que Mayka llega a la clínica para firmar el consentimiento, hasta que entra en quirófano y le asaltan todos lo temores posibles. Y es que aunque sea una operación sencilla y sin dificultad aparente, toda operación conlleva un riesgo, por este motivo Mayka ha estado un tiempo deliberando sobre si debería entrar en quirófano, o no.

Tras pasar el trago, Mayka, ya en casa, hablaba con sus seguidores de Mtmad, asegurando que tras salir de quirófano se sintió realmente mal, hasta el punto que tuvieron que ayudarla. Según sus palabras, pensaba que se “desmayaba”y “sentía mucha presión” debido a la extraña sensación de tirantez en los ojos.

Pero pasadas las horas, la cosa ha ido mejorando, mientras que aseguraba que la operación aparenta mucho más de lo que es”. Lo que si tenemos claro es que Mayka ha sacado valor y coraje para entrar en quirófano, ya que ella misma confesaba que estaba muerta de miedo.