Paula González, ganadora de GH 15 que cautivó a la audiencia con su dulzura y naturalidad, ha confesado en su último vídeo de ‘Mtmad‘, las operación y tratamientos estéticos a los que se ha sometido

De aquella Paula González que ganó ‘Gran Hermano 15‘ ya casi no queda nada, bueno sí, su carácter es el mismo y conserva toda la dulzura que cautivó a la de Telecinco. Y podemos ser testigos de que en su interior sigue siendo la misma, en los vídeos de la plataforma Mtmad, donde se ha estrenado hace muy poco.

En sus vídeos se muestra tal y como es y por eso ha querido dejar claro a sus seguidores de Instagram (467.000) y de ‘Mtmad‘, a qué operaciones estéticas y tratamientos se ha sometido para haber dado ese cambio de imagen tan brutal, del que muchos medios ya se han hecho eco.

En su canal ‘Más de mí. By Paula González‘, ha reconocido que mucha gente que apostó por ella en ‘GH‘, se sintió “traumatizada y estafada” debido al cambio que ya había dado en sólo seis meses, tras haberse alzado con el maletín del jugoso premio de Gran Hermano.

“Pasé de ser rubia a pelirroja con mucho pecho. Y pasé de ser la ‘piña bebé’ que moría de amor, a este nuevo aspecto”

Sus operaciones y retoques estéticos confesados por Paula González

Durante los dos vídeos en los que narra su transformación estética, podemos comprobar que sigue siendo la misma joven que entró con 20 años en el famoso reality de Telecinco. Según ella misma, su transformación no dio comienzo al salir de la casa de Guadalix, sino que ya había comenzado con sólo 11 años, cuando cambió de color de pelo y se puso un “piercing en el ombligo

Entre los 18 y 19 años ya se había hecho diez tatuajes, eso sí, con mucho estilo y gusto. “Todos muy bien pensados y siguiendo una armonía estética bonita” aclaraba la ex gran hermana. Una pasión que nació al ver revistas de chicas tatuadas que cayeron en sus manos. Quería ser una de esas esculturales mujeres con el cuerpo adornado por la tinta.

Cuando se hizo con el maletín del premio, decidió dar el paso más grande en su transformación estética: se sometía a un aumento de pecho, y a una rinoplastia para cambiar su nariz. Se realizó varios tratamientos para perfilar la mandíbula, sus labios tienen un cantidad considerable de bótox, mientras que su rostro, con tan sólo 26 años, ya tiene hilos tensores para tensar bien la piel. Pero hay un dato que ha querido aclarar: para aquellos que piensan que los pómulos también se los ha retocado, están equivocados.