Este domingo se emitió el quinto episodio de ‘Rocío: contar la verdad para seguir viva’, revivió a personajes como Emilio Rodríguez Menéndez y a la supuesta ex amante de Antonio David Flores, Nuria Bermúdez

Rocío Carrasco ha vuelto a ser la protagonista absoluta de este domingo tras la emisión del quinto episodio del documental ‘Rocío: contar la verdad para seguir viva’. En esta nueva entrega, la hija de Rocío Jurado y de Pedro Carrasco, narra cómo vivió ella la separación con Antonio David Flores, recordando a ciertas personas que parecían olvidados en un cajón.

En la temprana época de los 90, aparecieron muchos personajes relacionados con el polémico abogado Emilio Rodríguez Menéndez, quien estuvo envuelto en numerosos escándalos relacionados con estafas y asuntos muy turbios.  De hecho, fue condenado en dos ocasiones, una en 1997 por la distribución, de un vídeo de contenido sexual del entonces director de El Mundo, Pedro J. Ramírez, tipificado como delito contra la intimidad, y otra por un delito contra Hacienda por el que fue condenado a 6 años de prisión, y multa de 24.753.698,52 euros, además de tener que abonar 1.839.716,85 al fisco, según datos del portal ‘Confilegal‘.

Tras huir de la justicia y recalar en Argentina, volvía a España en 2006, porque su madre se encontraba en un estado muy delicado de salud. En 2008 y tras pasar dos años en la cárcel al ser apresado en esa ocasión, volvía a huir a Argentina, tras un permiso penitenciario. Siempre estratega, Emilio volvía a España en 2014, cuando supo que sus dos condenas ya habían prescrito.

La desgarradora confesión de Rocío Carrasco en la que narró el terror que sintió durante su divorcio con Antonio David Flores

Antonio David Flores contrataba los servicios de este letrado en en la década de los 90, y según Rocío Carrasco, lo hizo para destruirla y aislarla del mundo y de su familia. Una época marcada por su divorcio y por la polémica denuncia a Rocío Jurado puesta por Emilio Rodríguez Menéndez a petición de Antonio David Flores, en la que exigían 1.000 millones de las antiguas pesetas.

“Era una situación terrorífica, de no dormir por la noche. Yo no sabía con que me iba a despertar al día siguiente. Yo miraba todo… el coche, la casa…. y nosotros no sabíamos que nos podía pasar” confesaba Rocío este domingo en Telecinco.

Era terrorífico y a Antonio David le viene como anillo al dedo. Lo usa y lo utiliza (a Emilio Rodríguez Menéndez) para llevar a cabo lo que él quería. Pasó de infundir miedo a infundir terror. Empiezo a tener llamadas muy extrañas de conocidos y desconocidos” proseguía contando cómo vivió su separación con el padre de sus hijos.

Aquí es donde aparece de manera sorprendente en toda este entramada, Nuria Bermúdez. Sí, la joven que un día paseó por los platós de televisión una supuesta aventura con Antonio David Flores y que posteriormente mantuvo un affaire con Emilio Rodríguez Menéndez, ¿casualidades de la vida?

“Nuria Bermúdez me llamó para quedar conmigo para darme información que me serviría mucho para mi separación. Yo ya sabía lo que pretendían. Querían que fuera con Fidel Albiac y le sacarían una foto con Nuria, a mí me eliminarían y a buscar el escándalo… como siempre han hecho”