La hija de Mariló Montero y de Carlos Herrera, Rocío Crusset, es muy activa en redes sociales donde no duda en dar su opinión sobre política

Rocío Crusset, hija de Mariló Montero y del periodista Carlos Herrera, es muy activa en redes sociales, sobre todo en Instagram donde ya tiene más de 143.000 seguidores. En su perfil comparte fotos personales de su trabajo como modelo, o de su vida en Nueva York, donde normalmente reside la joven.

Una prometedora carrera en el mundo de la moda tras un fortuito descubrimiento. Y es que su actual agente la descubrió por accidente en el famoso festival multitudinario, Rock In Rio. En una entrevista llegó a reconocer que se pensó la oferta de aquel desconocido que le ofrecía trabajar como modelo. Sentía recelo pero tras informarse y asegurarse de que era cierto lo que le prometía, decidía acceder a la oferta:

Yo nunca pensé en trabajar como modelo, aunque reconozco que me llamaba la atención como a muchas chicas”

Su salto a las pasarelas no pudo ser más positiva y pronto se fijaron en ella más allá de nuestras fronteras. Su esbelta y delgada figura, sus rasgos andaluces, además de su 1,75 de estatura, llamó la atención de la prestigiosa marca americana Victoria’s Secret, convirtiéndose en una de sus cotizadas modelos.

Rocío Crusset, hija de Maríló Montero: Críticas al Gobierno de Pedro Sánchez y una lección de transigencia
Imagen Instagram: @rociocrusset

La contundente crítica de Rocío Crusset al Gobierno de Pedro Sánchez

Pero Rocío, tras el decreto de estado de alama en nuestro país, decidida volver de la Gran Manzana a España, para estar más cerca de su familia en ese confinamiento debido al SARS CoV-2, que está azotando buena parte del mundo.

Y es en su perflil de Instagram donde en muchas ocasiones ha dado su oponión sobre actualidad política además de la grave crisis sanitaria que se vive en España y medio. mundo. Debido a las manifestaciones que se están realizando en el Barrio de Salamanca en Madrid en pleno estado de alarma, Rocío no ha dudado en dar su opinión personal sobre la situación política actual y sobre la irresponsabilidad de aquellos que ponen en peligro la salud de todos.

La disconformidad se podrá manifestar cuando esté virus haya muerto. No mientras sigan habiendo cientos  (y a saber cuántas más) de personas muriendo al día. Yo no quiero a Sánchez en este gobierno (No porque represente al PSOE, sino porque el sí, su actitud, sus mentiras, su egoísmo, su cinismo, con derribar España con tal de estar en el poder. Y porque además se ha cargado lo que era el Partido Socialista. Pero no salgo con cientos de personas a manifestarme apoyando una oposición agresiva que no está racionalizando en absoluto”

Para frenar las posibles críticas sobre su idealismo político, Rocío quiso matizar esta rotunda reflexión y crítica contra el gobierno: “No porque seas de derechas estás en contra del matrimonio homosexual, seas o no machista, no porque estés en contra de PODEMOS ya eres franquista. Los extremos nunca fueron buenos, pero por favor, no generalicemos”

Rocío Crusset, hija de Maríló Montero: Críticas al Gobierno de Pedro Sánchez y una lección de transigencia