La hija de Isabel Preysler es colaboradora del programa de Pablo Motos desde el inicio de la nueva temporada

En la nueva temporada ‘El Hormiguero‘ que presenta el valenciano Pablo Motos, una de las grandes novedades del popular programa de Antena 3 es la incorporación de Tamara Falcó a una de sus secciones.

La hija del fallecido empresario, aristócrata e ingeniero Carlos Falcó y de Isabel Preysler, esta consiguiendo poco a poco convertirse en una de las presencias mas refrescantes del programa.

En muy poco tiempo la hija del que fuera marqués de Griñón y de la mujer que desde hace hace mas de tres décadas es la musa de la firma Porcelanosa, se esta ganando un estatus dentro del programa gracias a la naturalidad con la que habla de su familia o de ella misma.

A través de esas confesiones cada vez sabemos mas cosas sobre ella, tal y como sucedió en el programa de ayer miércoles 7 de octubre. Tamara volvió a dejar otra muestra de como es, tras revelar que es lo que le hace ponerse nerviosa y sentirse mal.

Lo pasa muy mal en las sesiones de fotos porque no le gusta que la estén mirando

En relación a un posado que tuvo que realizar recientemente para la revista “Hola”, la hija de Carlos Falcó confesó que eso de posar no lo lleva nada bien y que lo suele pasar “muy mal”.

A pesar de que los focos forman parte de su vida desde que era pequeña, la empresaria de moda e influencer mediática de 38 años confesaba que suele ponerse muy nerviosa en las sesiones de fotos:

“Lo paso fatal y los fotógrafos que están conmigo en ese momento también. No me estoy quieta y es un horror. Gesticulo mucho, me pongo nerviosa y no me gusta que m estén mirando. No se me da bien”. 

Sin embargo la hija de Isabel Preysler también reveló que si le gusta mucho ver a sus perritas posar, cuando se las piden para realizar determinadas campañas. Tamara señaló que a sus mascotas les encanta posar.