Pepe Flores (Gh) rompe su silencio y por primera vez y habla de su condena a prisión:

El ganador de ‘Gran hermano 12 +1’ ha dado una entrevista en exclusiva a un conocido periódico digital, donde detalla el problema que ha tenido con la justicia

El ex Gran Hermano Pepe Flores, rompe su silencio y por primera vez habla de su condena a prisión: “El fallo del juicio es una cosa y otra cosa es lo que pasó”. El que fuera ganador de ‘Gh 12+1’ se ha visto envuelto en un fuerte escándalo judicial.

El bailaor catalán de 37 años, dice estar harto. Tras un año de silencio absoluto tras haber sido denunciado por un delito de agresión y vejaciones, al fin ha salido la sentencia en donde condenan a Flores a pagar una multa de 1.000 euros y a un año de prisión, debido a un conflicto con una enfermera.

Ahora que ha pasado todo, el famoso ex Gran Hermano ha decidido romper su silencio y contar su versión de los hechos. El bailarín ha querido conceder una entrevista a ‘Jaleos’ en el que ha mencionado el famoso pleito jurídico que le tocó vivir.

Pepe fue denunciado en el año 2013 por parte de una enfermera del Hospital Clínico de Granada, la cual alegaba que el señor Flores la había insultado con malas palabras y tratado de malas formas. Además dicha enfermera manifestó que Pepe la acosó sexualmente e incluso llegó a morderle una de sus manos.

Flores ha explicado que nada de aquello fue verdad y que se habían publicado muchas falsedades al respecto, pero por aquel entonces a éste le asustaba la trascendencia a la que se podía llegar y para no afectar a su imagen se dejó asesorar por el que era su abogado:

“Me he dado cuenta de que ha sido un error y estoy aquí para dar la cara. Me llamaron de la televisión para dar la cara y contarlo todo y no quise. De este tema la víctima soy yo. Esa señorita la enfermera, quería ir a televisión. Yo tengo mensajes donde ella se pone en contacto con Kiko Hernández y con periódicos para sacar todo esto”, manifestaba el ganador de Gh.

El bailaor catalán cuenta que el juez le había dado la razón a la enfermera porque ella le manifestó tener secuelas psicológicas por todo lo que había ocurrido, sin tan ni siquiera haberlo escuchado a él: “todo un rollo patatero”…

El ex concursante declara que recurrió a dicha sentencia y con ello consiguió que se le redujera la pena a seis meses de prisión y en lugar de abonar 1.000 euros, ahora debía pagar 500.

No obstante, Pepe Flores tampoco estaba de acuerdo con ello, por lo que volvió a recurrir a una instancia superior al que todavía espera los resultados.

Pepe explica que “el fallo del juicio es una cosa y lo que pasó es otra. Esta mujer, presuntamente, tenía denunciados a su hijo y a su marido por malos tratos, tuvo varios intentos de suicidio, tuvo peleas callejeras en el autobús y otras denuncias cruzadas…No es que haya tenido problemas conmigo, ha tenido problemas con todo el mundo”, puntualiza el bailaor.

Sobre lo del intento de acoso sexual y que le mordió la mano según declaró esta chica, Pepe asegura que es todo mentiras, incluso confiesa que “en el juicio nos increpó a todos provocando…es una mujer que no sé cómo definírtela…que tiene la cara de una magdalena del pueblo de mi madre, algo flipante”.

Pepe Flores confiesa que lo del dinero no le hace daño, le preocupa su imagen pública

Finalmente Pepe Flores confiesa que no tiene miedo de ir a prisión porque no tiene ningún antecedente y manifiesta: “que lo peor que me pude pasar es que tenga que pagar 500 euros, pero el juicio público es peor que el dinero, a mi me daña mi imagen”, sentenciaba así el exitoso bailaor catalán.

Tras ser acusado, el ex Gran Hermano Pepe Flores, rompe su silencio y habla de su condena a prisión